Alonso: «Cuando coja bastante aire pensaré si vuelvo a la F1»

«Es la primera vez que estoy aquí y es un lugar inmejorable», eso es lo primero que dijo Alonso en su visita al Motor & Sport Institute. Lógico, lo primero que sale al ver las instalaciones que tiene Teo Martín en Madrid es un halago. Hasta allí fue el asturiano para presentar algo en lo que debuta, la creación de un videojuego: ha sido consultor de carreras de Grid, una de las franquicias más conocidas de Codemasters. Pero no solo estuvo allí para hablar de carreras virtuales, también lo hizo de las reales y, entre ellas, tocó todos los palos.

El primero, el que más le urge, su camino al Dakar. Un recorrido que continuará la semana que viene con el Rally de Marruecos en el que se medirá con los grandes nombres de los raids. «No tengo un resultado en mente, solo la idea de acabar con los menores percances posibles», dice al respecto, porque bastante caótico fue ya la Lichtenburg 400, la prueba sudafricana en la que participó hace dos semanas: «Fueron dos días medio horribles porque me pasó de todo. Me fui un poco con la sensación de que no los había aprovechado».

Y claro, no quiere irse así de Marruecos: «Tengo tres días de test antes más los cinco del rally, quiero volver con ocho días de kilómetros y aprendizaje. Sé que habrá problemas y habrá que sobrevivir a ellos de la manera más eficaz, tendré que aprender muchas cosas, pero espero que sea un poco más tranquilo que en Sudáfrica». Su participación en el Dakar, la cual todavía no está confirmada, «depende» de lo que haga allí, de sus «sensaciones» a lo largo de esos 2.500 kilómetros de recorrido, casi 1.900 de especiales.

«La navegación, cómo orientarse, conocer el terreno… Son cosas que no he hecho en mi vida y que tengo que aprender a marchas forzadas», recuerda Fernando, pero se ha rodeado muy bien para hacerlo cuanto antes. Tiene «un buen equipo alrededor» en Toyota, al «mejor copiloto posible con Marc Coma» («cuando aflojo un poco porque no sé qué hay al otro lado de una duna, me dice: ‘¡Vamos, vamos!») y amigos cercanos y muy expertos en la materia como Carlos Sainz, con el que habla «mucho y de todo»: «Estamos en contacto constante».

La Fórmula 1 y salir para coger aire

Repasado su presente en las dunas, toca hablar de su pasado… ¿y de su futuro? «No tengo planes a corto plazo de volver. No ha cambiado mucho la situación por la que el año pasado decidí salir un momento de la burbuja para coger aire y respirar un poco después de 18 al máximo nivel. Cuando coja bastante aire pensaré si vuelvo o no», comenta sobre su posible regreso a la Fórmula 1, una vez más. ¿Le cansa que le pregunten siempre por ello? «No, está bien así», responde con una sonrisa pícara.

Y, ¿a qué se refiere con eso de coger aire? «A relajarte un poco, vivir de manera más pausada y aprovechar lo que descubrí que era mi gran virtud: adaptarme rápidamente a las cosas nuevas. Da igual el coche que tuviese entre manos, normalmente le sacaba el máximo partido. Quería aprovechar eso probando todas las categorías que siempre me habían llamado la atención, e intentar cosas que eran de otra época. Se puede ser un buen piloto de monoplazas, de rallys o de resistencia, y poder ser un buen piloto en todo me parecía un reto bonito».

Salir fuera de la burbuja para poder respirar, ¿tan saturado estaba? «No es eso, simplemente la exigencia. No hay ningún deportista que haga 18 años rindiendo al máximo nivel. Hay tenistas que pasan meses sin competir por lesiones, Jordan dejó el baloncesto unos años, Schumacher después de ganar en Ferrari paró… Es difícil estar tantos años al máximo nivel y los 18 míos creo que son récord», dice con orgullo. Aunque estar fuera de la F1 no significa que no la siga… «Ojalá haya más de emoción en lo que queda», señalas tras las tres victorias de Ferrari.

Coger aire está cogiendo, aunque no sabemos cuánto, pero ¿y la otra parte? ¿La de ser mejor piloto? «Seguramente soy mejor ahora que hace un año, mejoras estando rodeado de expertos. Tener a Toyota, entrenar con Carlos un día, con Al Attiyah otro, tener a Marc sentado a tu lado… Eso te hace mejor piloto», asegura, y no solo eso, sino que este 2019 lo recordará con mucho cariño: «Con Daytona, Le Mans y el WEC, ha sido un año a la par de 2005 y 2006. Son tres logros que me han hecho mucha ilusión». Y ahora, va a por otro.

Crédito: as.com

Siguenos en las Redes Sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *