Gioskar Amaya: “Fue emotivo regresar luego de dos años sin ver acción”

Valencia.- Luego de un largo proceso de rehabilitación por par de lesiones en la rodilla, Gioskar Amaya (IF) regresó a la acción en el terreno de juego. El ex receptor y segunda base, oriundo de Bejuma, había disputado su último encuentro en Ligas Menores el 5 de septiembre del 2016, pero este lunes 13 de mayo, en el segundo juego de una doble cartelera en Smokies Stadium apareció como designado y séptimo bateador en el lineup de su equipo Tennessee Smokies, filial Doble A de los Cachorros de Chicago, contra Birmingham Barons.

“Fue un recibimiento grato de parte de todos los muchachos y un momento muy emotivo porque tenía dos años sin ver acción. La rodilla está bastante bien y me encuentro en excelentes condiciones”, manifestó el joven de 26 años de edad.

En su retorno a Tennessee y primer juego del 2019 ligó de 3-1 (doble) y recibió un ponche en la victoria 4-1 de Barons.

El carabobeño afirmó que fue una grata  noticia cuando le informaron que estaría de vuelta al juego. “Estaba tomando un turno en el Extended League en Arizona y cuando llegué a mi casa (el domingo) y recibí una llamada donde me dijeron que iba a Doble A y que jugaría el lunes. En lo que me reporté, el manager (Jimmy González) me comentó que mi primer juego sería como DH y me preguntó cómo me sentía. Es una alegría grande para mí y para mi familia. Sigo trabajando todos los días y me siento bien tanto en  el home plate como en la defensiva, porque la meta sigue siendo llegar a las Grandes Ligas y estoy trabajando en eso», aseguró el infielder, quien comentó que las claves para mantener la paciencia y el enfoque luego de estar un largo tiempo fuera de juego fue la fe en Dios y el apoyo de su familia, principalmente de su esposa y de sus padres.

A su vez, Amaya dio crédito a su equipo en los Estados Unidos por la confianza que le tuvieron durante todo el proceso.

“Un punto clave fue la organización, ellos nunca dejaron de creer en mí. Siempre estuvieron pendientes y en comunicación constante. Me decían que era un chamo joven todavía y que contaban conmigo, que ellos  sabían que podía llegar a ayudar al equipo a obtener otra Serie Mundial y eso me lo repiten los jefes. Estoy muy agradecido por la paciencia y el apoyo que me han brindado. También agradezco a Magallanes porque han estado muy pendientes de todo. Se han ofrecido en ayudar en los cuidados que necesitaba y fueron una parte importante en la preparación para venirme a Estados Unidos”.

Amaya tiene una línea de .274/.356/.388, en 619 juegos de por vida en Ligas Menores. La mayor parte de estos juegos los desarrolló entre la receptoría (105) y la segunda base (324). Sin embargo, según reporte del redactor Michael Ernst, para Cubs Den, la organización osezna espera que Amaya pase la mayor parte del tiempo en la inicial cuando esté en el lineup.

“En Extended estuve jugando en tercera, segunda y primera base. Me sentí bastante bien, ya que el manager (Joe Maddon) que tenemos nosotros en Grandes Ligas le gusta que los peloteros sean versátiles y yo tengo esa característica», indicó el jugador en referencia a su futuro inmediato

EL DATO

En la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP), Gioskar Amaya llegó a Navegantes del Magallanes vía cambio desde Tigres de Aragua, junto a los peloteros Rayder Ascanio (IF), Edgar Ibarra (LZ) y Luis Madero (LD), el 24/11 del año 2016 por Jean Machi (LD), José Rondón (IF) y Diego Moreno (LD). En ocho juegos con la Nave en la zafra 2017-2018, Amaya bateó para promedio de .286, ligó ocho imparables, tres dobles, remolcó ocho  carreras y anotó cinco, recibió par de boletos y siete ponches.

Crédito: Natalie Silva | Prensa Magallanes BBC

Siguenos en las Redes Sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *